jueves, 22 de junio de 2017

En el dorso del cielo (Ida Vitale)

No es casual 
lo que ocurre por azar: 
un fragmento de nada se protege 
del no ser, se entrecruza 
de signos, impulsos, 
sies y noes, atrasos y adelantos, 
trazos de geometría celeste, 
coordenadas veloces en el tiempo 
y algo ocurre. 
Lazos para nosotros pálidos, 
son obvios para lo que no vemos, 
y nosotros la ventana abierta 
desde donde la tela blanca vuela 
cubierta de diseños. 
Pero uno llama azar 
a su imaginación insuficiente. 

Trema, 2005

jueves, 15 de junio de 2017

Desde fuera (Alvaro valverde)

                         A César Simón, in memoriam

Vivir es deslizarse, repetiste,
captar nuestra existencia de soslayo
o verla desde lejos, en lo alto,
con la perplejidad del que contempla.
Los que te conocieron aseguran
que tu viviste así, que no hubo nada
ni nadie que pudiera desviarte
ni un ápice siquiera de ese trazo
que le diste por fin a tu camino.
Esa senda emboscada conducía
a una casa perdida entre los páramos.
Sobre aquel pedregal erosionado,
bajo la ardiente luz de los veranos,
una sombra precisa dibujaba
el estupor final de tu extravío.
En ese santuario estableciste
una visión del mundo peligrosa.
Rogabas a los dioses con frecuencia
que no nos castigaran con desgracias
(capaces en su ardor de destruirnos)
sin antes enseñarnos lo importante:
la frágil transparencia de la vida.

"Desde fuera" (2008)

jueves, 8 de junio de 2017

Toma en tus manos... (Antonio Praena)

Toma en tus manos
este jersey tejido en nudos de memoria.
Consérvalo, porque algún día
recordarás las manos desgastadas
que lo tejieron en las noches de tu infancia.
Y no podrás volver. Y tendrás frío
cuando descubras que vivir
a veces es llorar.
Abrígate con el amor que en el jersey está trenzado:
lo que nos quita el tiempo
ha sido el tiempo quien lo ha urdido
en formas misteriosas y sencillas
que hilvanan nuestras vidas a otras tramas.
Es imposible amar fuera del tiempo,
nada infinito hay que se alcance sin su hebra
aunque la hechura de su amor
nos muestre su belleza en sacrificio
sólo al perder a quien más hondo nos ha amado.
No pienses, como Eliot,
que sólo el tiempo vence al tiempo,
porque el tiempo es invencible.
Más bien realiza hazañas cotidianas:
piensa en mamá, aprende a tricotar
tus horas en ofrenda:
-punto de arroz,
ochos perdidos,
espigas que se cruzan
con las agujas de la vida…-
Ponte el jersey
y teje otro jersey para tus hijos

Poemas para mi hermana (2006)

jueves, 1 de junio de 2017

Petición (Verónica Volkow)

Dame la humildad del ala y de lo leve,
de lo que pasa suave
y suelta el ancla,
la despedida ingrávida,
y el abandono al vuelo,
la cicatriz que avanza
como ala en su desierto 
Dame la humildad del alma
sin cuerpo y ya sin cosas.
Ser la poesía y su luz,
tan sólo la poesía
y la región más de aire,
inaccesible al desastre.
Dame la luz sin límites
acechando adentro
y la noche que soy también y el barro,
con la estrella distante
que la sed no sacia.
Dame la humildad que suelte las cadenas,
la verdad que desnuda
el polvo, el hueso que me fraguan.
Sólo en lo que soy caigo,
me derrumbo.
Déjame andar sin equipaje,
leve,
abierta al horizonte.

Oro del Viento (2003)

jueves, 25 de mayo de 2017

Viaje al final de la noche (José Iniesta)

¿Qué importa, moradores, que al final
se diluya la noche sin nosotros,
con temor y temblor,
                               en luz amanecida?

Hay algo más enorme en el ahora
que la lenta expansión del universo:
un hombre meditando en una silla
el misterio de ser materia y tiempo
allí donde el amor
                              se extiende y canta.


"Las razones del viento" (2016)

jueves, 18 de mayo de 2017

La rosa (Claribel Alegría)

No quiero desprenderme
de mi tallo
uno a uno
se me caen los pétalos
pero siempre hay perfume
en los que viven
y yo los desafío
desafío al perfume
a escaparse
a saturar el aire
a columpiarse
a ungir mi cadáver
mientras caigo.

"Voces" (2014)

jueves, 11 de mayo de 2017

El remanso (Dulce María Loynaz)

Río cansado se acogió a la sombra
de los árboles dulces..., de los árboles
serenos que no tienen que correr...
Y allí se quedó en gracia de recodo.

Ya está el remanso. Mínimas raíces
lo fijan a la orilla de su alma:
Reflejando las luces y las sombras,
se duermen con un sueño sin distancias...

Es mediodía: Por el cielo azul
una paloma pasa...
El río está tan quieto
que el gavilán, oculto entre las ramas,
no sabe ya por un instante
donde tender el vuelo con la garra:
Si al fino pájaro del aire
o al pájaro, más fino aún, del agua...

Juegos de agua (1947)